viernes, 25 de septiembre de 2009

Pipiolos 2.0: Una Nueva esperanza

A pesar del tono mesiánico del titulo, esa no es la Idea.
No creo por cierto, en el discurso mesiánico por partes de las doctrinas o ideologías.
No creo en la invención del Hombre Nuevo, hecho por lo cual no soy conservador, socialista o progresista.
Hablo de una Nueva esperanza porque en una sociedad que añora renovación todo movimiento nuevo que aparece trae consigo una esperanza para mejorar la Política.
Pero a diferencia de todos los nuevos movimientos progresistas, el liberalismo partirá desde la nada. Es una nueva necesidad de una parte de lapoblación, que desea plantearse en la esfera Pública y que no encuentra un movimiento, un partido, que lo represente.
¿Como ha de ser este nuevo Movimiento? Antes que todo debe tener claro, la dificultad para poder AGLUTINAR A TODOS LOS LIBERALES en un solo movimiento. Cada liberal es un hereje y participe de una secta, dice el refrán libertatario.
A la vez este movimiento deberá reconocer la libertad en todos los ámbitos de la vida; en lo social, en lo político, en lo económico y en lo Cultural.
Como valores, deberá defender la libertad responsable (Sin responsabilidad, la liberta no es tal), la competencia (Como de manera libre, busco lo mejor para mi), la sociabilidad (Tener la concepción de que el hombre estar inserto en un ambiente de sociedad) y equidad (Todos debemos partir con las mismas oportunidades y con la posibilidad de desarrollar)
Por último y por ahora, el liberal, tiene ciertas concepciones claras, inamovibles. Cree en la Democracia y en el mercado como fines de una sociedad Libre y a la vez no cree que el fin justifica los medios, sino que son los medios, lo que justifican el fin

jueves, 3 de septiembre de 2009

Solidaridad como algo personal.

Todo partió por curiosidad, por saber que es ir a los famosos trabajos de invierno o de verano. Conocer como es construir medias Aguas, saber que se siente cuando realizabas eso.

Fue mejor de lo que esperaba, tanto así que surgió en mí la motivación de seguir trabajando más allá de las vacaciones, de trabajar de manera constante durante el año. A través de un amigo, que conocí en estos trabajos de invierno llegue a la sección educación de Un Techo para Chile. Y ahí me quede.

Las cosas que me motivan para seguir son dos principalmente:

1. El sentimiento que me queda tras ayudar a los niños, el sentimiento de felicidad, satisfacción y el de creer que soy un aporte, no para la sociedad, sino para el niño que ayudo.

2. El sentir que hago lo correcto, que debo ayudar en la forma que se me presenta.

Es una vocación de servicio publico, acción que encontramos en todas las vocaciones y en todas las situaciones, desde el medico hasta el político, desde el barrendero hasta el universitario.
Esta vocación de servicio público consiste en comprender como puedo ayudar en lo que hago o si se quiere, es el estar consiente que hay posibilidad de ayudar en todos lados y desde todos los talentos.

Todas nuestra virtudes y dones, tienen una dimensión que se puede ver reflejada en el servicio por los demás, por los más pobres, por los más ocupados, por los más ricos.

A la larga, no por una clase social, no por todos, sino que por cada uno de los Chilenos o por cado una de las personas.

La caridad, la solidaridad, no es una actitud colectiva ( como la Teletón),es una actitud privada, individual; donde cada uno debe pensar en su propio aporte y no en el aporte que hacemos como sociedad.
Si participo en la Teletón , que aporta harto a Chile (aporte como sociedad), no significa que yo aporto harto como individuo.

Eso es Solidaridad. Que en cada acto propio, en el accionar de cada uno y no en un hecho que hagamos todos, demos lo mejor de nuestros talentos para ayudar a cada persona que se me cruza en mi camino
Se ha producido un error en este gadget.